Capitulo 5 - Soñados

Ir abajo

Capitulo 5 - Soñados

Mensaje  GameMaster el Vie Ago 07, 2009 3:42 pm

Por analogía con el ensueño (que cumple a menudo fantasías del durmiente) se llama también sueño a cualquier anhelo o ilusión que moviliza a una persona. Metafóricamente, se afirma que una parte del cuerpo se le ha dormido a uno, cuando se pierde o reduce pasajeramente la sensibilidad en la misma.

12 de Marzo de 1990.
Jonas extendió su mano al licenciado Turgénev, que con sus penetrantes ojos azules lo miraba directo a los suyos.
_ Mucho gusto Ivan. Con agrado leeré su obra. Tanto Mathew como yo creemos que la mente humana es poco utilizada, y que de ser explotada al máximo, los resultados serían grandiosos. En ese aspecto coincidimos, ¿no es cierto? _ preguntó finalmente el muchacho.
_ ¡Sí! _ dijo mientras sus ojos azules brillaban del entusiasmo.
_ Estoy ansioso por leer su libro, pero ya que tenemos el placer de tenerlo aquí con nosotros, por qué no nos cuenta más acerca de su teoría. _ le pidió amablemente Jonas.
_ ¡Una brillante idea! _ comentó Mathew que hasta el momento no había dicho una palabra.
_ Bien. _ dijo el invitado mientras se sentaba. _ Les dejaré dos ejemplares para que lean mi obra, pero ahora se las resumiré en pocas palabras. Como les dije antes, soy Licenciado en genética y mi obra tiene que ver con esto. Todo comenzó cuando me encontraba en mi país de origen: Rusia. Mi colega trajo a una muchacha que podía mover objetos con su mente. Telequinesis. Ya le habían hecho todo tipo de pruebas: físicas y psicológicas, pero nada mostraba una anomalía. Fue por eso que nos la entregaron. Hicimos un estudio y vimos que se presentaba una alteración genética en sus cromosomas. Esa sería la causa de su "poder". Sin embargo, ella era especial y no por la telequinesis. No tenía brazos. Los había perdido por la enfermedad que poseía: diabetes. Ella me contó que siempre soñaba con poder mover las cosas, sujetarlas, ser independiente, no depender de alguien más. Por eso recurrí a su libro. Ya no puedo continuar la investigación porque ella ha muerto y mi colega no cree en estas cosas. Pero su libro me ha guiado a la siguiente fase de la investigación. Yo tengo la causa de esos poderes, usted la consecuencia. Las cualidades se presentan por un factor genético, pero se manifiestan según los deseos o sueños de las personas.
_ ¡Increíble! _ dijo Mathew cuando Ivan terminó su relato. _ Pero para saber si su teoría es verdadera necesitamos a más personas, para ver si en ellos también se cumple.
_ Sí, es cierto, pero podemos encontrar a más personas como ella. Si es un factor genético entonces su familia también puede tenerlo. Sus padres murieron cuando ella se encontraba en la escuela. Una fuga de gas. Sin embargo averigüé que la hermana de su padre vive aquí en Estados Unidos. E increíblemente está en Las Vegas. No la fui a visitar todavía, quería hablar con usted antes.
_ Muy inteligente, Turgénev. O sea que esta señora va a tener "poderes".
_ No lo se. El factor genético no siempre se da. Dos personas de ojos marrones pueden tener un hijo de ojos azules. Sin embargo el gen recesivo sigue estando. Tal vez no la tía de la pequeña, pero puede que algún primo sí tenga cualidades especiales.
_ ¡Tendremos que encontrar a esa mujer inmediatamente! Quizá ya haya otra gente que la esté buscando. ¿Recuerdas mi día de nacimiento, Mathew? _ preguntó Jonas a su padre, y este asintió, preocupado, con la cabeza. _ Bien. ¿Cómo es el nombre de la mujer de la que estamos hablando? Deberíamos ponernos a buscarla ya.
_ Tranquilo hijo. _ se adelantó Mat.
_ Ivan, tengo una duda sobre las alteraciones genéticas que hablas. Quizá los enfermos de síndromes de down, por ejemplo, que también presentan alteraciones genéticas, posean poderes. _ prosiguió Jonas sin dar cuenta al comentario de su padre.
_ Son otro tipo de alteraciones. La que tenía esta muchacha no las vi nunca en mi vida. Investigué y nadie ha descubierto algo así. Creo que la raza humana está evolucionando.
_ Calma, Ivan, calma. Todavía no sabemos si es un caso aislado o tiene que ver con algo mundial. Tenemos que investigar. _ calmó Mathew al licenciado. _ Sin embargo creo que hay muchas coincidencias. Yo estoy muy cansado hoy, pero creo que bastará con ustedes dos para buscar a la señora. ¿Dónde vive?
_ Creo que eso no importa. Examiné varios registros y ha ido a la cárcel varias veces y por el mismo motivo. Quería robar en los casinos. Se ve que tenemos frente a nosotros a una jugadora compulsiva. Sólo quedan dos casinos a los cuales tiene acceso. Creo que debemos examinarlos antes de ir a su casa.
Luego de despedirse del dueño de casa, Jonas e Ivan se dirigieron a uno de los casinos más importantes de Las Vegas: el Sahara. Estaba repleto de gente, por lo tanto las esperanzas de Jonas de encontrar a la mujer se deshicieron en pocos segundos.
_ ¿Cómo haremos para encontrarla?
_ Su nombre es Susan Hanso. Si su hobbie es robar a los casinos debe estar en lugares donde pueda hacerlo. Por lo tanto las maquinas quedan descartadas. Iremos a las mesas de Poker. Es el lugar más fácil para confundir al croupier.
Ambos se dirigieron a las mesas de poker. Había varias, pero sólo en una de ellas había una mujer.
_ Yo hablaré con ella si es Susan. _ ordenó Ivan al sentarse en la mesa.
El licenciado tomó su billetera y le entregó a un chico, que cambiaba fichas por dinero, mil dólares.
_ No hace falta que cambien tanto dinero para hablar conmigo. _ dijo la señora sin mirar a los que recién se sentaban. _ Ya sé que vienen por mi. ¿Qué es lo que quieren?
_ ¿Sabe que venimos por usted? ¿Cómo lo ha hecho? Además, si sabe eso, ¿por qué no sabe a qué hemos venido?
_ Lo he soñado. Desde chica puedo hacerlo. Me adelanto unos segundos en el futuro. Tengo visiones. Pero muchas veces se lo he contado a la gente pero nadie me cree. _ dijo la Susan sin dejar de mirar sus cartas. De repente cerró sus ojos, parecía totalmente dormida. Cuando los abrió miró hacia Ivan. _ Ganarás esta mano.
Ivan levantó sus cartas y vio que tenía dos Q.
Jonas no podía creer las palabras de la mujer. Se limitó a ver la jugada en silencio. El Crupier muestra el flop, y una Q aparece entre las tres primeras cartas. Ivan, confiado, apuesta contra los otros tres jugadores que estaban sentados en la mesa. Susan, evidentemente, se había retirado. El licenciado ganó finalmente la mano y triplicó su apuesta.
avatar
GameMaster
Admin

Cantidad de envíos : 56
Fecha de inscripción : 02/06/2009
Edad : 31

Ficha Técnica
Nombre del Personaje:
Poder:
Nombre del Jugador:

Ver perfil de usuario http://heroesrpg.superforo.net

Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.